Páginas

miércoles, 27 de julio de 2011

Secuencia: Fotografiarse con el mito

I
 El sr. Rus saluda a los de las barreras, el sr. Prieto espera, José Tomás en estado de introspección, el callejón a rebosar.



 II
 El sr. Rus saluda a Salvador Boix, el apoderado, con la intercesión del sr. Prieto, José Tomás sigue en estado de introspección.
 III
El sr. Rus saluda al mito, de testigos el sr. Prieto y el sr. Boix, y las cámaras del callejón, que continua a rebosar.
IV
 José Tomás, el sr. Rus y sr. Prieto posan, el mozo-hermano mira al mito preocupado, el sr. Boix observa la escena
V
José Tomás, el sr. Rus y sr. Prieto posan otra vez, pero más agarraditos

Para el que no lo sepa el sr. Rus es el presidente de la Diputación, propietaria del coso de la calle Xàtiva, el sr. Prieto es el diputado de asuntos taurinos, muy amigo del sr. LLoret, parte de los productions y ahora escritor.
Ya pueden presumir de foto con el pétreo de Galapagar. ¡El precio de la fama!

6 comentarios:

MiguelitoNews dijo...

Paco:
Siempre he insistido en que el callejón de nuestra plaza de toros se parece a la calle de Colón un sábado por la tarde.
La autoridad pasa olímpicamente de poner órden y aquello es un compadreo de mucho cuidado.
Que tomen nota de la plaza de Pamplona, que, a pesar de la bulla que hay en los tendidos, en el callejón se guardan las formas.
Las fotos para el "HOLA".
Un saludo.

Paco Montesinos dijo...

Totalmente de acuerdo, no se puede tolerar a gente con bermudas por el callejón o pidiendo la oreja o venga la fotito con unos y otros.

"Maestro" dijo...

Genial!!

Iván dijo...

QUE LAMENTABLES!
Me parece una falta de respeto invadir esos momentos de un torero.
Aunque de esos caraduras, cualquier cosa.
Saludos!

lesaqueño dijo...

tema apasionante.
que no quiere decir que me apasione.
se podria escribir un libro sobre los callejones de las plazas de toros. a quien domine el escribir sobre personajes, tiene ahi una mina sin explotar.
esos buenos plumillas que describen y dibujan mejor que muchos pintores, tienen tema.
el callejon que se libre que lance la primera piedra.

a veces, confieso, que cuando me aburre el ruedo, hay plazas en las que me es muy divertido observar el callejon. y os prometo que hay ocasiones en que me parto.

observar al publico tambien siempre ha sido parte de mis pasiones como aficionado. entre el callejon y los tendidos, CON DEMASIADA FRECUENCIA PONGO A SALVO MI AFICION, PARA NO VER EN EL RUEDO LO QUE NO QUIERO VER.
sin duda hay corridas que observo el ruedo de reojo
y no al reves.
salu2 del saltillo pequeño

Bebe Chico dijo...

Genial, Paco.